Ufff, antes de nada disculpad, pero el coche de delante no había manera de eliminarlo.
Salía o sí o sí en la foto.
Bueno, al grano; el lugar es la Taberna de Belmonte, (situado en la calle Mulhacen, perpendicular a Alhamar) un lugar con reminiscencias taurinas en el que la clavada por la caña es buena, 2 euros y la tapa ridicula para ese importe.
Media rebanada de pan con aceite con una rodaja de salchichón y un trocito (muy pequeño) de queso de cerdo.
Vamos que tras eso te quedas con una cara de tonto y encima con hambre… y todo eso en barra.
y lo increible es que estaba lleno… pero eso sí, todos los camareros iban muy bien vestidos.
Y es que 2 euros para que ellos saquen un beneficio tal, no merecen ser pagados.
Anuncios