El día 30, y justo en mitad de las navidades, Isa nos invitó a cenar en Taberna Salinas.
La verdad es que fue un detallazo, y el sitio estuvo muy bien, al igual que la velada y la compañía.
El sitio,antes de nada, vamos a ubicarlo, esta situado haciendo esquina entre las calles Joaquín Costa y Almireceros, en pleno centro, entre la Gran Vía y la calle Elvira.

http://maps.google.es/maps?q=37.176796,-3.597357&num=1&t=h&sll=40.396764,-3.713379&sspn=7.829737,14.985352&ie=UTF8&ll=37.176759,-3.597934&spn=0.001135,0.002411&z=19&output=embed
Ver mapa más grande

El sitio se caracteriza por un ambiente selecto, una decoración y un ambiente cuidado.
Tiene una pequeña barra y un salón al final, en el que tenemos mesas en la que disfrutar de sus platos (no para tapear).
No obstante decir que la misma empresa tiene más locales, de distinto corte todos ellos, como son otra taberna en la calle Elvira y dos restaurantes más.
La atención rapida y profesional hizo más agradable la noche.

Tras el debate cartas en mano de que ibamos a pedir, nos decidimos por empezar saboreando un viña Izadi crianza del 2005.
Un rioja elaborado con uvas de tipo tempranillo, que destaca por una buena expresión frutal y un agradable aroma.

Acompañado ak caldo, de entrada nos decidimos por una Rueda de Montaditos variados, de los que dimos buena cuenta y que veis a continuación (los había de Jamón, de cebolla caramelizada, de pate con manzana flambeada…)

Como segundo pedimos puntas de solomillo a la miel acompañadas de patatas en su punto; decir que aunque no me gusta mucho la miel, la carne tenía el punto exacto de sabor y preparación.

Junto con las puntas de solomillo a la miel de antes, también se pidieron unos huevos rotos con jamón, que tenian un aspecto delicioso y un mejor sabor… y que el camarero nos terminó de preparar allí mismo.

Como colofón a todo, terminamos con una selección de postres variados, de los que podeís ver el antes y el despues… y que estaban muy buenos; eran mousse de chocolate, tocinitos de cielo, bizcochitos con mermelada de frambuesas, piña, helado de almendras…

Y como veis este es el despues…

Terminó todo definitivamente con una ronda de chupitos, que todos tomamo, salvo Isa, que debió de agradecerlo a su resfriado y los antibioticos.

Si alguno va, puede comentar aquí sus impresiones…

Anuncios