Anoche Isa y Ramón, que a este paso voy a tener que hacerlos participes del blog jejeje), me comentaron un sitio nuevo en el que habían estado.
Se llama El Trasgu (duende en bable? y que alguien me corrija si me equivoco) y está en la entrada del Campo del Principe, haciendo esquina con la calle Cuartelillo.
Se trata de un sitio con típico acento asturiano, con platos clasicos de esa zona.

http://maps.google.es/maps?q=37.17251,-3.591876&num=1&t=h&sll=37.172513,-3.591853&sspn=0.002295,0.006866&ie=UTF8&ll=37.172513,-3.590829&spn=0.002295,0.004823&z=18&output=embed
Ver mapa más grande

De primeras, me comentan que se sentaron fuera, en la terraza, pues iban con Luna (la perrilla gamberra) y todavia hacía buena temperatura.
Pidieron dos riojas, que acompañaron con una tapa de ensalada de pasta.

Según me cuentan, los detalles estaban bastantes cuidados la atención fue muy buena, pendientes todo el rato por si faltaba algo.

Luego, conforme anochecía (y una vez se fue Luna, a la que le había salido una cita), entraron dentro, en un local bastante pequeñito, y acogedor, preparandoles una mesa junto a una ventana en un momento.
Allí pidieron una tosta,una bruscheta que es la que veis en la foto.
Tenía una base de sobrasada y queso fundido con un punto de miel.
Perfecta para dos y buenísima.


Como segundo se pidieron, junto a otros dos caldos de la Rioja, una ración de chorizo a la sidra asturiana, que en palabras de Isa textuales estaba “rico rico riquímismo”.


Como última tentación, cayeron en pedir un postre, que fue de una tarta de queso casera sobre unas lagrimas de confitura de carne de membrillo.


Me cuentan que la carta no era demasiado grande, pero sí variada, con platos típicos de asturias, o elaboraciones vegetarianas.
Y a destacar la buena atención que recibieron.

Gracias a Isa y Ramón por esta nueva aportación, y recordad que si alguien va a visitar (este u otros lugares) no olvide comentar su experiencia.

Anuncios