Este sabado, ya que no estuve aquí, creía que no iba a poder traer ningún sitio nuevo, pero no contaba con los colaboradores que siempre andan a la ayuda.

En esta caso Isa y Ramón estuvieron en El Mentidero, en la calle Jose Luis Perez Pujadas, muy cerca del cubo de Caja Granada, de su museo adyacente y del Parque de las Ciencias.



Esta ubicado en el edificio de oficinas Forum (en el mapa aún no aparece conruido el edificio donde se encuentra), junto al Braserito, del que podemos encontrar otro local en el centro de Granada; este último es de hecho un sitio con solera, y muy conocido dentro del mundo cofrade.


http://maps.google.es/maps?q=37.159826,-3.608605&num=1&t=h&sll=37.1596,-3.608723&sspn=0.006295,0.006295&ie=UTF8&ll=37.160111,-3.608515&spn=0.00855,0.018904&z=14&output=embed
Ver mapa más grande

Como hacía buen tiempo nos sentamos en la terraza, ya que además la parte de dentro estaba totalmente llena.
El sitio es de ambiente moderno, con una clientela en la que se aprecia un nivel adqusitivo medio… alto… al menos en las apariencias.
Pese a que casí todas las mesas estaban también ocupadas en el exterior, no tardaron en servirnos.
Así nos pedimos de primero una cervez y un tinto con limón.

La tapa que nos pusieron (que podeis ver debajo) para acompañar esta primera ronda fue un biscote con una rueda de chorizo aderezada con mermelada de fresa/frambuesa coronada por un pepinillo en vinagre.

Así, mientras la terraza se llenaba de gente, y habñia gente que desistía en su intento de obtener mesa, y dado que el hambre apretaba, decidimos pedir otra ronda.
Habiamos pedido entre tanto una ración, por lo que temimos que no nos fuesen a poner tapa (sucede en algunos sitios), pero eso no fue así, y nos sirvieron como acompañamiento un cono de hoja relleno de una especie de crema muy rica como de pescado o ensaladilla rusa.

La ración que pedimos fue flamenquín en base de salmorejo y patatas fritas, buenísimos ambos y bien presentados, y queso de cabra frito con bacon, membrillo y tomates secos.
Estupendo ya que era ligero y con sabores contrastados.
Todo ello estaba acompañado de unos bollitos de pan horneados.

Aparte, también pedimos una tosta de salmorejo con virutas de jamón.
Y doy fé de que estaba muy buena, pues no dio tiempo ni a que saliera en la foto

El precio de cada consumición fue de 1,80€, que teniendo en cuenta que estabamos en terraza, considero que era ajustado; el montante total a pagar fue de 28 euros aproximadamente, raciones incluidas.

Anuncios