Hoy estamos ya a domingo noche, apurando los últimos minutos del fín de semana…

Así que ayer estuvimos tomando algo, y que mejor que probar en el nuevo local que han abierto Los Manueles y que habían inaugurado el día anterior.

¿Donde encontrarlo? Pues haciendo esquina con la calle Monjas del Carmén , la calle de La Colcha.
Justo enfrente de La Brujidera.. uno de los mejores sitios de vinos que conozco, junto con El Jaraiz.

http://maps.google.es/maps?q=37.175778,-3.596467&num=1&t=h&vpsrc=0&sll=37.175526,-3.596872&sspn=0.001417,0.002838&ie=UTF8&z=14&ll=37.175526,-3.596872&output=embed
Ver mapa más grande

Como comentaba al principio, el viernes fue la inauguración.
Situado en los bajos de un hotel, en pleno corazón de la ciudad, es un local con cuidada decoración, ambiente agradable y una atención exquisita.
En el interior, lineas limpias y claras, espacios grades donde destacan las superficies acristaladas… y entre todo ello destacando esta imagen que se ve en la foto de abajo… una dedicatoria de Rafael Alberti.

Antes de entrar hay una serie de mesas altas con taburetes, en la parte que da a la calle.
En el interior, una barra a la derecha y unos salones a la izquierda, separados del resto y con un gran cristal que hace de ventana al exterior.
Pese a que el sitio estaba con bastante gente, no tardaron nada en servirnos.
Tres cañas y un vino de verano…

Y la tapa los dos platos que veis de carne en salsa con patatas.
Generosos en tamaño y buen acompañamiento para las bebidas.
Como hacía buena noche no tardamos en volver a pedir… en esta ocasión cambiando el vino de verano por un Rioja.

En esta ocasión cambia la tapa… pescada sobre una cama de pisto casero…
No soy muy amigo de ese pescado, peor he de reconocer que estaba bueno, aunque mi debilidad es el pisto.

Mientras echábamos una mirada a la carta buscando los típicos croquetones que le dan fama…

Antes de pedir algún plato… volvimos a pedir y en esta ocasión repitiendo…
La tapa, empanadilla de verduras, acompañada de ensalada, a la que mis acompañantes le dieron el calificativo de deliciosa (a la empanadilla)

Y esta otra toma…

Así llegamos a pedir croquetones… 3 en concreto.

Venían con un acompañamiento de escarola… y llenaban bastante.
Alguien de los que venía no se esperaba tanto… y bueno hubo que repartir jj.

El precio del total, fue de 20,45€, si bien hemos de decir que nos invitaron a la primera ronda, gracias a Paco.
Cada caña sale a 1,80€ (si mal no recuerdo) lo que viendo algunos sitios ultimamente, no esta nada mal.

El ambiente es selecto y cuidado, y creo que es un buen lugar para iniciar una noche de tapeo…

Anuncios