Estamos a viernes y ya sabemos lo que toca, si es que el tiempo lo permite ya que parece que anuncian agua…
Y que mejor que ir a un sitio que ya hemos visitado y que ahora nos disponemos a compartir con vosotros… se llama El Jaraiz de Papantonio.
Antes de nada, comentar que no sabía el significado de la palabra jaraíz… así que tirando de Google encontré esto:

Definición: Pequeña bodega familiar; también suele utilizarse esta palabra para decir que hay un desorden mayúsculo.

En la calle Chueca, entre las calles Agustina de Aragón y Alhamar, cerca del Camino de Ronda esta este acogedor bar.

http://maps.google.es/maps?q=37.167693,-3.602881&num=1&t=w&ie=UTF8&z=14&ll=37.167406,-3.602992&output=embed
Ver mapa más grande

Junto con Isa y Ramón habíamos estado buscando un sitio donde entrar a tomar algo, ya que le intenso frío no era compatible con el hecho de dar vueltas y más aún tras la cabalgata de reyes, cuando todos los sitios estaban a rebosar.

Al pasar por la puerta encontramos una esquina libre de casualidad, así que entramos a tomar posesión. Aunque éramos 4 personas, nos acoplamos como buenamente pudimos.

Un local de decoración tradicional, pero que resultaba muy acogedor. La distribución del local es una barra a la derecha y algunas mesas a nuestra izquierda donde poder desde tapear o pedir raciones

Nos pedimos para empezar 3 cervezas y un vino de verano. Mientras nos lo servían en la barra vimos que se quedaba una pequeña mesa alta libre, comenzando así la peregrinación con las bebidas.
Las tapas no son a elegir, así que en ese aspecto no hubo problemas para pedir.
Nos pusieron el plato que se ve en la foto de montaditos de jamón con tomate acompañado de patatas chips.

Cuando estábamos a punto de terminar vimos como los ocupantes de una mesa, esta vez normal, la dejaban libre, por lo que iniciamos una segunda peregrinación que a la postre sería la última…
Una vez sentados pedimos una segunda ronda, momento en el que se incorporaron unos amigos, Inma y David .

En esta ocasión, con 6 personas, había sido buena la elección de esa mesa…
Nos pedimos 5 cervezas y otro vino de verano. La tapa para acompañar esta ronda fueron unos pinchitos.

Conforme nos habíamos ido acoplando, el sitio se había ido quedando algo más libre y había huecos en la barra. He de decir que aún en los momentos en que estaba lleno, nunca tardaron en atendernos.

En todo esto llegaron otros conocidos más que se unieron al grupo… 8 personas que nos habíamos adueñado para aquel entonces de medio bar…
Ya casi me cuesta recordar esta ronda… si la memoria no me falla eran 4 cervezas, una coca cola, un zumo de tomate, un vino de verano y un rioja…
La tapa que nos sirvieron esta vez fueron unas tostas de pan con ensaladilla de cangrejo adornadas con patatas chips.
Debido a la cantidad de gente eran dos platos.

Un parte de la mesa, entre ellos el que suscribe, al terminar la ronda no podía seguir, así que iniciamos la retirada mientras nuestros compañeros de cervezas siguieron disfrutando un buen rato más.

El precio de cada consumición, era de 2€ si mal no recuerdo, o incluso algo menos… no lo puedo asegurar. Y la impresión que nos dejó el sitio fue bastante buena lo que hace seguro que volvamos.

Anuncios