Estamos inmersos en el puente de todos los Santos, o como de un tiempo a esta parte nos tratan de vender, con la fiesta americana llamada Halloween. Todo sea por vender… Ayer mismo estuve leyendo como Granada se posiciona en tercer lugar en España, tras Madrid y Barcelona, como ciudad por visitas en este puente, así que antes de seguir, desear a todos nuestros visitantes una feliz estancia.

En nuestro caso somo fieles a las costumbres más nuestras, como es una caña, nuestra tapa y todo en buena compañía. Esta semana, y con motivo del citado puente, vamos a adelantar a hoy jueves la publicación de un nuevo lugar.

En esta ocasión vamos a la calle San Marcos, en el centro de la ciudad. Perpendicular a la calle San Antón y muy cerca otros locales como Masae, Oleum, El Rincón de Cristobal, Casa AntonioLa Pecera y un largo etcetera, hemos probado Er Soniquete.

Una barra en forma de “U” nos da la bienvenida al entrar. Al fondo un salón con un grupo de mesas donde sentarse a tapear y pedir raciones. En nuestro caso optamos por la barra.

No tardaron nada en atendernos y nos pedimos dos cañas. El trasiego de gente disfrazada por la calle era constante. Para esta primera consumición nos pusieron de tapa este apetitoso plato de carne en salsa que se ve a los píes de la foto.

Las tapas no son a elegir, depende lo que que salga de cocina. La estancia era agradable al igual que la música ambiente. En este tiempo, dimos cuenta de esta primera ronda y pedimos otras dos cañas.

Antes de servirnos la tapa correspondiente nos dieron a probar dos cuñas de queso de Guadix curado en cueva que estaba francamente bueno. La tapa para esta segunda ronda era un plato de rosada frita.

Así llegó la hora de pagar y tuvimos otra agradable sorpresa. El precio a pagar por las 4 cañas fue de 6 euros, con un precio de 1,50 euros por cada una, una cantidad que hace tiempo no veía y que hace que seguramente más de una vez regresemos.

Anuncios