Dos pinchitos

Otra semana más estamos con todos vosotros para mostrar los mejores sitios de tapeo en la ciudad de Granada. En esta ocasión y tras la grata visita de la semana pasada al Sabaniego (el cual ha tenido mucho éxito entre nuestros lectores), hemos vuelto a una zona que se caracteriza por la abundancia de bares que hacen gala de servir buenas tapas, muchos de los cuales ya hemos traído al blog. Seguro que me dejo alguno si hago una lista, pero como ejemplo podemos citar D`Cuadros, La Romana, Soria, Camperería, Shambala… Esta semana, aunque el tiempo no ha acompañado no queríamos dejar el viernes huérfano de unas cañas y unas tapas en buena compañía

Entrada con furgoneta tapando

Uno de los sitios que lleva abierto relativamente poco tiempo en la zona es La Clausura, un bar de tapas situado en la Plaza de los Lobos muy cerca de la Plaza de la Trinidad, haciendo esquina con la calle Málaga y Fábrica Vieja, zona frecuentada por turistas y estudiantes, debido a la cercanía del casco histórico y de facultades como las de derecho y traductores.

Una vez dentro nos encontramos un local pequeño, recogido, coqueto, con una barra el fondo y una serie de toneles distribuidos en forma de mesas. Buscamos acomodo en uno de ellos, cerca de una estufa que con el tiempo que hacía siempre es bienvenida.

Calorcito

Los estantes están cubiertos con multitud de botellas antiguas que traen más de un recuerdo, con las paredes de ladrillo visto y una decoración que asemeja la de una antigua bodega.

Decoración

Tras la barra

Aunque el sitio estaba lleno no tuvimos que esperar hasta que la chica que había tras la barra nos atendió. Para esta primera ronda nos decidimos por pedir dos cañas mientras mirábamos la pizarra con las distintas papas que se pueden elegir. Con un máximo de dos variedades por ronda, encontramos tapas para todos los gustos, eso sí, de un tipo más tradicional.

Pinchitos con patatas

En nuestro caso y debido a las horas que ya eran, nos decantamos por dos pinchos que siempre tienen algo más de “sustancia”, pues además venían acompañados de patatas fritas.

Pinchitos

Pinchos

Tapa & caña

El sitio era un constante ir y venir de gente y en pocas ocasiones había un lugar libre, ya fuese en la barra o en alguno de los toneles. Nosotros habíamos dado cuenta de la primera ronda y nos disponíamos a pedir una segunda momento en el cual entró un grupo de gente que nos hizo estar algo más apretados.

Interior

Una vez habían sido atendidos y ara esta segunda ocasión, volvimos a pedir dos cañas, que con un tamaño pequeño, no se hacían pesadas. Si antes habíamos probado pinchitos, esta vez pensamos en pedir algo más sustancioso.

Lomo con salsa chimichurri

Habíamos visto pasar un plato con lomo en forma de tosta, así que entre los distintos tipos de tapa al final nos decidimos por lomo con salsa chimichurri. Sin ser demasiado grande cumple a la perfección con su cometido y tenía un sabor suave.

Lomo con salsa chimichurri con patatas

Como se aprecia en las fotos, hasta los platos de barro, que pesaban lo suyo, le daban un toque tradicional a todo el conjunto. El único aspecto que desde mi punto de vista fallaba era la música, pero eso ya es cuestión de gustos…

Dos cañas

Así fueron avanzando las agujas del reloj hasta que llegó la hora de terminar nuestra estancia. El precio por las 4 cañas (y sus tapas) fue de 7,20 euros, 1,80 cada una de ellas. Un lugar de ambiente acogedor y trato agradable que recomiendo probar…

laclausura

Anuncios